Embajada de la República de Cuba en la República Bolivariana de Venezuela

Opiniones | Ricardo Cabrisas

PETROCARIBE seguirá vigente gracias a la voluntad soberana de nuestros gobiernos

Intervención del Vicepresidente del Consejo de Ministros Ricardo Cabrisas Ruiz, jefe de la Delegación cubana a la VII Cumbre de PETROCARIBE, sobre el tema de la agenda “Profundización de PETROCARIBE como legado integracionista del Comandante Eterno”, Caracas, Venezuela, 5 de mayo de 2013

 

Ricardo Cabrisas

Presidente de la República Bolivariana de Venezuela, Nicolás Maduro Moros;

 

Jefes de Estado y de Gobierno de los países miembros de PETROCARIBE y el ALBA;

 

Compañero Rafael Ramírez, ministro de Petróleo y Minería de Venezuela;

 

Delegaciones de los países invitados:

“Solo unidos nosotros seremos verdaderamente independientes; solo unidos nosotros seremos verdaderamente libres. Unidos podemos hacer milagros, incluso, de llevar a la realidad lo que parece imposible”, así proclamaba el Comandante Hugo Chávez Frías en el acto de inauguración de la IV Cumbre de PETROCARIBE, celebrada en Cienfuegos, Cuba, el 21 de diciembre de 2007.

Dos años antes, el 29 de junio de 2005, con su profunda concepción estratégica, su espíritu de hermandad y su compromiso con la integración de los pueblos, el Comandante Chávez creó este mecanismo ejemplar y solidario que es PETROCARIBE.

Para esa fecha, junto a Fidel, ya había echado a andar el ALBA, hoy Alianza Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América.

PETROCARIBE se convertía en una original y audaz idea del líder bolivariano, una propuesta liberadora e integracionista, para contrarrestar siglos de esclavitud, colonialismo y neocolonialismo que legaron atroces desigualdades y grandes asimetrías en el Caribe como parte de un orden económico global injusto e inhumano.

Desde sus inicios, PETROCARIBE se propuso trascender el mero intercambio comercial de hidrocarburos, y articular políticas energéticas, incluidas fuentes alternativas; así como impulsar el ahorro en contraposición con el despilfarro insostenible con que las sociedades de consumo comprometen el futuro de la humanidad.

El Comandante Chávez avizoró un proyecto de alcance integral: no solo era imprescindible acceder con facilidades a los suministros de combustible, sino que PETROCARIBE debía impulsar la cooperación en programas de alto impacto social, y que contribuyeran al logro de la soberanía alimentaria de nuestros países mediante la creación del Fondo ALBA Caribe y el Fondo ALBA Alimentos.

Un Caribe unido, integrado económica y socialmente, constituyó uno de los pilares del pensamiento y la acción del Comandante Hugo Chávez. Por ello, más recientemente, en la medida que hemos sido protagonistas del proceso de consolidación de este mecanismo, se comenzó a conformar la idea de una Zona Económica Común PETROCARIBE-ALBA.

Esta es una colosal obra a la que debemos dedicar todos nuestros esfuerzos. Su concreción y desarrollo ulterior, será el más sentido homenaje al legado integracionista y de unidad latinoamericana y caribeña que nos dejara el Comandante Chávez.

PETROCARIBE seguirá vigente gracias a la voluntad soberana de nuestros gobiernos y a la vocación solidaria del bravo pueblo venezolano y de la Revolución Bolivariana y Chavista. Nunca antes en Nuestra América se había hecho tanto por tantos en tan poco tiempo.

Es nuestro deber garantizar la continuidad de esta excepcional colaboración entre pueblos hermanos, tan extraña para un mundo egoísta y sometido a crisis económica, energética, alimentaria, ambiental y de ideas.

El líder histórico de la Revolución Cubana Fidel Castro Ruz se ha referido de manera lapidaria al significado de esta solidaridad: “Sin la cooperación de Venezuela, ¿qué sería el destino de esos países del Caribe, cuando el precio del barril de petróleo asciende a más de cien dólares? Eso ha salvado a todos esos países, ha sido de enorme importancia”.

Por ello, resulta un elemental deber reciprocar de alguna manera esta inédita demostración de altruismo. Sólo honrando los compromisos que se derivan de nuestra participación en este mecanismo seremos capaces de hacerlo cada vez más sustentable.

En esta jornada de recuento y reconocimiento, viene a nuestra memoria la sensibilidad infinita del Comandante Chávez con un pueblo caribeño sometido durante siglos al saqueo y el olvido de las potencias imperiales.

Con PETROCARIBE y el ALBA, Haití ha afrontado mejor acompañada su compleja situación económica y social. Frente a terremotos y huracanes que han asolado a nuestra hermana nación, estuvo la mano amiga de Venezuela con el Comandante Chávez.

Juntos, cubanos y venezolanos, trabajamos para ayudar a solucionar los problemas y necesidades del gobierno y el pueblo haitianos. Todos debemos continuar priorizando esta cooperación solidaria.

Esta Cumbre representa un salto cualitativo para PETROCARIBE. Como expresaban el presidente Nicolás Maduro y el vicepresidente Rafael Ramírez en el Consejo Extraordinario del 9 de enero pasado, amalgamando PETROCARIBE con el ALBA, lo que ambos mecanismos han logrado, se deberá impulsar la unidad y la integración que se está concibiendo aceleradamente en Nuestra América con la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños.

Gracias, Comandante Chávez, por contribuir decisivamente a esta era de eclosión integracionista latinoamericana y caribeña que anuncia con la CELAC, el ALBA, UNASUR y PETROCARIBE el futuro promisorio hacia la consolidación de Nuestra Patria Grande. Nuestro mejor y más sincero homenaje será continuar y defender ese legado inmortal.

 

Muchas gracias.

 

 

Hacer un comentario.

Nombre

Correo

Los comentarios expresados en esta página sólo representan la opinión de las personas que los emiten.

Este sitio no se hace responsable por los mismos y se reserva el derecho de publicación. Aquellos comentarios que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto y/o que atenten contra la dignidad de una persona o grupo social, este sitio se reservará el derecho de su publicación. Recuerde ser breve y conciso en sus planteamientos.

Comentario